viernes, septiembre 17, 2021
- Advertisement -

Comunidad de bienes, ¿qué es y cómo funciona?

La comunidad de bienes es excelente medio en el cual diversos agentes o compañías pueden ponerse de acuerdo para elaborar una asociación efectiva en la búsqueda de beneficios mutuos, teniendo uno o varios proyectos en común sea cual sea la índole a desarrollar. Por ende, la importancia de la comunidad de bienes va más allá de lo esperado y si deseas saber un poco más sobre qué es y cómo funciona continúa leyendo esta información.

¿Qué es la comunidad de bienes?

Esta funcionalidad puede ser denominada también como sociedad de comuneros, pudiendo ser la mezcla entre diversas asociaciones autónomas que buscan la obtención de un beneficio o activo en común luego de llegar a un acuerdo de desarrollo de actividades empresariales para llegar al punto esperado.

¿Por qué es recomendable la comunidad de bienes?

Es una de las opciones más viables para los empresarios o grupos empresariales de baja o mediana producción, ya que comúnmente para iniciar un desarrollo comercial se requieren de grandes sumas de dinero, que pueden ser soportadas por varios estrategas a fin de minimizar gastos, poner en marcha las ideas y en el peor de los casos dividir de manera efectiva las posibles pérdidas.

¿Cómo se puede elaborar una comunidad de bienes?

Para poder establecer una comunidad de bienes debes tener en cuenta una serie de parámetros esenciales como lo son:

Contrato privado

Es imprescindible redactar un documento claro y conciso sobre cada uno de los puntos de validez de alto, medio y bajo impacto, donde todas las partes queden totalmente conformes detallando elementos como nombres, número de identidad, nombres a formalizar como empresa, domicilios, actividades a desarrollar, aportes, porcentajes de ganancias y repartición, tiempos de duración, cláusulas de disolución y otras más. Es imprescindible registrar dicho contrato ante los entes responsables.

Cantidad de socios

La cantidad mínima para iniciar operaciones será un número no menor a dos integrantes o responsables por empresa, los cuales llevaran a su nombre cada uno de los contratos y pactos a los que ambas partes deseen llegar, siendo estos los responsables y voceros para ambas partes. Cabe destacar que no existe un máximo de representantes, pero a una mayor cantidad de los mismos, los contratos deberán ser más detallados para evitar malos entendidos entre partes.

Como responsables ante la compañía, estos socios serán aquellos que llevarán el frente de la compañía y no solo deberán hacer parte esencial durante los tiempos de ganancias, sino también asumir los riesgos y responsabilidades ante las perdidas, buscando soluciones para atender las contingencias y resguardar el bien más preciado que son sus trabajadores.

Capital de inversión

Este criterio no tiene un mínimo o un máximo, ya que dependerá netamente del acuerdo al que los miembros de la sociedad lleguen, ya que de ello dependerá también los porcentajes de posesión de dicha inversión y partición de ganancias. También se cuenta con la dependencia e importancia que represente el tipo de negocio que deseen formar.

Fiscalidad y legalidad de la comunidad de bienes

Al ser una empresa que carece de personalidad jurídica no se verá en la necesidad de tributar los activos obtenidos, ya que solo deberán generar la repartición de bienes según lo establecido en el contrato firmado por todos. Teniendo en si las siguientes obligaciones ante la ley:

  1. Retenciones: Todo lo pertinente a los montos que serán retenidos a los proveedores que se rigen por el modelo 111 trimestral y del medio 115 anual.
  2. Declaración: Que hace parte del modelo 184, donde se demuestran cada una de las entradas, salidas y repartición de bienes generadas a cada una de las partes. A su vez se maneja la declaración informativa de retenciones e ingresos a cuenta, que se vincula con los socios capitalistas y se rigen bajo el modelo 180 y 190 respectivamente.
  3. Declaración de retenciones a cuenta del IRPF: Esto se rige por el modelo 123, el cual se encuentra netamente establecido para control de los socios los cuales solo generan un aporte monetario, más no de mano de obra, siendo estos considerados como miembros capitalistas.

Pago de impuestos

Este factor está vinculado para todas las partes, ya que al formalizar una nueva sociedad se verán en la obligación de pagar al fisco los montos correspondientes por motivo de ingreso de activos durante el año fiscal en curso, para cumplir de tal manera con lo establecido por las leyes tributarias de cada país.

- Advertisement -

Últimas Noticias

Noticias Relacionadas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here